Guía para tener la mejor revisión de calderas Madrid

La revisión de las calderas en Madrid de gas domésticas (con una potencia menor a 70kW) tiene carácter obligatorio para verificar la eficiencia energética de la caldera y que las emisiones de gases de esta sean las correctas. 

Para garantizar la seguridad y confort de los habitantes de la vivienda, esta revisión de calderas es de plena importancia para el buen funcionamiento de tu caldera. ¿Quieres saber qué tienes que conocer para tener la mejor revisión de caldera en Madrid? Continúa leyendo nuestro artículo, te lo explicamos todo.

¿Qué se hace en la revisión de calderas obligatoria?

Se debe realizar por el técnico especializado en su lugar de residencia:

  • Comprobar si las partes visibles de la caldera están y se conservan en buen estado.
  • Hacer pruebas para verificar que la caldera no tiene fugas.
  • Limpiar el quemador y el ventilador, en caso de que hubiera. 
  • Comprobar el rendimiento de la caldera midiendo la presión y la temperatura de la calefacción.
  • Analizar la combustión y comprobar que la mezcla de aire y gas sea la correcta.
  • Comprobar el funcionamiento del sistema de revoco, que es el encargado de impedir la entrada de aire y con ello la vuelta de los productos de la combustión.
  • Analizar la cantidad de monóxido resultado de la combustión.
  • Cambiar las piezas desgastadas o defectuosas de la caldera por unas nuevas.
  • Confirmar que sea correcta la evacuación de los gases de escape y la ventilación de la habitación donde está la caldera.

 

 

¿Cada cuánto hay que hacer una revisión de calderas?

Esta revisión de calderas en Madrid o cualquier ciudad es España es obligatoria por ley, regulada por el Reglamento de las Instalaciones Térmicas en los Edificios (RITE). Por lo que el usuario debe revisar cada dos años su caldera de gas obligatoriamente.

Sin embargo, si se trata de la revisión de los calentadores de agua se debe realizar cada 5 años, y cada año si estamos hablando de la revisión de calderas de gasóleo.

No obstante, si el fabricante lo indica en el manual de mantenimiento de la caldera este periodo obligatorio de dos años se puede reducir. Muchos fabricantes recomiendan la revisión de la caldera cada año asegurándose del correcto mantenimiento del equipo, que permite ahorrar combustible y alargar la vida útil del aparato. Si el técnico detectara un problema, se podría solucionar antes de que se convierta en una avería más grave e implique un mayor desembolso por parte del usuario. 

Revisión de calderas y revisión de gas natural: ¿es lo mismo?

Mucha gente se pregunta si se trata de la misma revisión obligatoria, pero se tratan de revisiones distintas. 

Es el usuario quien debe solicitar tanto la revisión de la caldera  como la revisión periódica de gas natural. Pero, como decíamos antes, esta revisión no debe confundirse con la Inspección Obligatoria de la instalación de gas, que se realiza cada 5 años y, cuyo certificado es completamente diferente.

¿Quién realiza la revisión de la caldera?

 

Empresas autorizadas para la revisión de calderas

Contratar de forma independiente a una empresa autorizada por el Ministerio de Industria es la opción más rentable. Para ello, es necesario que el técnico de la empresa disponga del carnet de instalador expedido por la comunidad autónoma, para garantizar que cumple con la condición de instalador, así como de especialista en puesta en marcha, mantenimiento y reparación de aparatos de gas.

En Jocapal todos nuestros técnicos están acreditados por la Dirección General de Industria y Minas, ofreciendo a nuestros clientes que cumplimos de manera exhaustiva la legalidad vigente.

¿Qué pasa si no hago la revisión de calderas cada dos años? 

La revisión de la caldera de gas sirve para asegurarnos de que todo funciona correctamente, está en buen estado y con una eficiencia energética óptima. Es fundamental para garantizar la seguridad del hogar como el mayor aprovechamiento energético del equipo.

Si el usuario no tiene contratado un servicio de mantenimiento que incluye la revisión de la caldera de gas, será un técnico el encargado de revisar el aparato. Muchas veces los usuarios que no tienen contratado este servicio se olvidan o no saben que tienen que pasar la revisión de la caldera y esta negligencia puede desembocar en:

  • Riesgos para la seguridad del hogar, ya que la combustión puede no ser la correcta.
  • Un aumento de consumo al perder eficiencia energética.
  • Taponamiento de la ventilación.

Add Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *